Consejos para los vegetarianos que deben someterse a una cirugía bariátrica

0
32

Las dietas vegetarianas son cada día más comunes en nuestro país. La última Encuesta Nacional de Medio Ambiente publicada en 2018 reveló que el 6% de las personas consultadas, evita incluir carne, cerdo o pollo en su alimentación diaria.

Pese a que esta tendencia va ganando adeptos, preferir un menú vegetariano no siempre es sinónimo de comer mejor. Según el cirujano bariátrico de Clínica RedSalud Vitacura, Dr. Carlos Farías, este tipo de dietas “no aseguran automáticamente una alimentación sana, sobre todo si una persona consume más calorías de las que quema”.

El especialista advierte que los vegetarianos también están expuestos a tener obesidad, ya que uno de los factores que gatilla esta situación es el “picoteo desordenado”.

“El mayor problema que tienen los pacientes obesos es comer a cada rato. Generalmente piensan que un picoteo no hace nada, pero todo depende de qué se está comiendo. No da lo mismo la comida que se ingiere, detalla el doctor Farías.

De hecho, hay ocasiones en que los vegetarianos alcanzan niveles tan altos de obesidad, que muchas veces terminan siendo candidatos para una intervención bariátrica.

“Entre los pacientes que se someten, ya a sea a manga gástrica o bypass gástrico, también hay personas con dietas vegetarianas. Esto ocurre porque comer calorías a cada rato engorda, y si además se suma el sedentarismo, el cuadro se potencia”, advierte el cirujano de RedSalud.

En términos simples, aquellos vegetarianos que alcanzan un Índice de Masa Corporal (IMC) de 40 o más son candidatos, aunque este requisito puede disminuir en aquellos pacientes que, a propósito de su obesidad, sufren de diabetes o hipertensión arterial, apnea del sueño o alteraciones del aparato musculoesquelético.

Una vez que el paciente ya es candidato a una cirugía bariátrica, lo que recomienda el doctor Farías es ordenarse en las comidas, incluso antes de la intervención, ya que permite crear un hábito que le permitirá asegurar el éxito del tratamiento.

“El objetivo de una cirugía bariátrica es que los pacientes puedan sentirse satisfechos con una menor cantidad de comida. Sin embargo, uno de cada cinco pacientes que se operan vuelven a subir de peso. Eso pasa porque las personas no cambian sus hábitos, sobre todo ordenarse a la hora de comer. El éxito de un tratamiento como este, radica precisamente en hacer un cambio de vida”, afirma el experto.

Por ello, el llamado es a realizar actividad física en forma constante y no saltarse las comidas claves del día. “La recomendación es comer ordenadamente, por lo menos cuatro veces al día considerando desayuno, almuerzo, once o merienda y una cena. Después de bajar de peso, es importante continuar con cualquier tipo de ejercicio. La clave está en transformarse en una persona activa”, concluye el doctor Farías.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here